viernes, 11 de marzo de 2016

El Señor de las Bestias.


Y entonces uno de esos días de interminable sopor en aquella cálida ciudad del sureste le conocí, sentado en un café con logo de sirena, tal vez sea un símbolo, porque trabaja con ellas.

Hay personas que se llevan mejor con los animales, quizá porque son  leales, porque  reaccionan por instinto y no lo analizan todo, cuando lo vi en medio de maletas, atribulado, hasta con el gato pensé que era un turista, se veía tenso, cansado, agobiado,  no sé, pero había algo sexy en esas enormes botas de cazador de safari, parecía salido de Jumanji.

De niño, uno de mis personajes favoritos era EL SEÑOR DE LAS BESTIAS, que todos recordamos encarno el actor Marc Singer, y claro, también fue Donovan en la mítica serie V Invasión.

Pues así, este nuevo señor de las bestias domó mis emociones, una noche, una última noche en la playa, bajo las estrellas, con viento del sur que soplaba con fuerza desde el caribe, entre besos y caricias, entre palabras y risas, entre murmullos y silencios con las estrellas como testigos mis bestias interiores cayeron rendidas ante esos ojos de águila, esa mirada felina, esa curiosidad de lemur y ese encanto de  garza levantando el vuelo.

Aunque trabaja con sirenas siempre será el delfin, casi como hijo de Rey de Francia, emperador de los sueños húmedos y el mejor recuerdo de una noche, de esa última noche.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

deja tus oraciones y plegarias

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.