lunes, 9 de febrero de 2015

Rubens... el Homero de la pintura.

Peter Paul Rubens

El  favorito del emperador Felipe IV de España es uno de  mis artistas predilectos.

Rubens nace el lo que fuera el sacro imperio alemán y luego desarrolla su vida en los países bajos españoles en la corte de los Austrias,

Su estilo exuberante enfatiza el dinamismo, el color y la sensualidad, amo y señor del barroco, su estilo marco en la escuela de Flandes una influencia perdurable para otros maestros como Rembrandt e incluso en Van Gohg.

El mexicano es barroco y excesivo, quizá por eso Rubens me parece tan cercano y cálido a pesar de la distancia, los siglos y los temas que elige, su estilo es inspirado en la mitología, especialmente en temas grecolatinos y biblícos y muestra a los modelos con el ideal de belleza del siglo XVII, con cuerpos rollizos, en especial sus modelos femeninas que hoy diríamos son unas gordas pero que en ese tiempo de hambruna y enfermedad representaban el cuerpo IDEAL, saludable, de gente que comía bien, de hecho modelos como Kate Moss que mostraron una tendencia verse enfermas  serían la antitesis de las de Rubens, que mostraban sus rojizas mejillas y  vientres grasos.


Como parte de la escuela flamenca de pintura desarrollo una fuerte conexión con los trabajos de Miguel Ángel, Leonardo y Tiziano aunque con un manejo del movimiento y de luz mucho más dramático.

Se conservan aproximadamente mil quinientos cuadros suyos, una buena parte para la corte española y adinerados de los países bajos y algunos nobles alemanes y franceses, y es el Museo del Prado quién posee la mayor colección del artista.

Este de arriba es mi cuadro FAVORITO del pintor y narra la épica del mito de Faetón, una colorida y dramática obra que solo verla es un orgasmo pictórico, la fascinación por la luz, el movimiento y el detalles es obligada al contemplarlo.

La mayor parte de sus cuadros son de abundantísimos elementos.

Poseía una amplia formación humanista y tuvo siempre un profundo interés por Grecia y Roma Clásicas. "Estoy convencido de que para lograr la mayor perfección en la pintura es necesario comprender a los antiguos", afirmaba. Dominaba diversas lenguas, incluido el latín, y llegó a ejercer como diplomático entre distintas cortes europeas. Fue además ennoblecido tanto por Felipe IV de España como por Carlos I de Inglaterra. El también pintor Eugène Delacroix, gran admirador suyo, lo calificó como el "Homero de la pintura", apodo con el que es citado en ocasiones.
Sin duda el exceso y la belleza de sus composiciones marcaron también el arte en iberoamerica, aunque con temas más religiosos, llama la atención que su colección para la realeza  española no haya sido censurada por la Santa Inqusición.

Sus retratos son perfectos como estos 2.


3 comentarios:

  1. Que genial alvarito!! recuerdo que cuando empece a retomar el dibujo anatomico mucho me base en sus pinturas para brindarle movimient a mis bocetos imperfectos, inclusos el cuerpo masculino de el me gusta mucho!
    me encanta todo el, por su dramatismo...y que tambien soy dramatico jajaj...bueno no, eso que jajjaja
    te mando besos

    ResponderEliminar
  2. Era un fan de las gordibuenas, eso me gusta de el.
    Su esposa era una chica como 30 años menor que el, "entrada en carnes" y sale en muchas de sus pinturas.
    Genial, genial, y como dices Faeton, en mito o en pintura, buenisima obra.

    ResponderEliminar

deja tus oraciones y plegarias

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.