lunes, 26 de enero de 2015

Concursos de belleza, trampa o trampolín?

Y bueno hoy Susana Moscatel dedica en Milenio un artículo acerca de lo "anticuado que le resulta Miss Universe" y que para ella las Kardashian y otros reality son más representativos de lo que la gente quiere ver.

De entrada los concursos de belleza tiene muchos detractores y también muchos fans.

Los detractores (generalmente mujeres) se quejan de que las mujeres son reducidas a GANADO, mujer bobas de cuerpos imposibles, que no representan el ideal de la belleza, un espectáculo frívolo y machista.

Lo curioso es que las audiencias de Miss Universe al menos contradicen lo dicho, porque quienes ven el Miss Universe en más de un 70% son mujeres, que decir del apoyo en las redes de la comuna LGTB a las damas, en general los hombres pese a ser los "beneficiados" de ver la pólemica etapa  en traje de baño no ven la gala, o pocos la ven, y no resulta especialmente exitante, porque creo se ponen más intensos con Victoria Secret que enseña mucho más y que por cierto también muestra esos "cuerpos imposibles", en realidad las mujeres son quienes más disfrutan ver otras mujeres, porque ADORAN criticarlas, como en la vida real, como en el pueblo, la oficina etc. etc.

Decir que una mujer BELLA no puede ser inteligente, segura de si misma, preparada, talentosa es dejar fuera a muchas de las actrices, cantantes y profesionales de los medios que hay en el país... y decir que son del espectáculo podría alimentar el tópico de frívolo, pero justo HEY! en Milenio es un suplemento de espectáculos, de manera que para que publicar notas de TODAS y cada una de las que vienen de este tipo de concursos, así que Susana no debería comentar de Ana Barbara, Yadira Carrillo, Jaqueine Bracamontes, Jimena Navarrete y otras muchísimas  mujeres de la farándula mexicana.

Pero hay más, y es que hay otras muchas Miss Universe que han trascendido en diversos países como mujeres que han influido en la política, entre ellas Cecila Bolocco o Irena Saenz, algunas otras dentro del periodismo deportivo como Marisol González, modelos y presentadoras de éxito como Eva González o Helen Lindes en España, primeras damas como Cristian Martel,  importantes empresarias, abogadas, y hasta un par de científicas de renombre.

Y es que si bien Miss Universe para unas es un trampolín, para otras como Alicia Machado o la española Amparo Muñoz les han válido quebraderos de cabeza. Pero la belleza es así, dentro y fuera de un concurso, hay quienes utilizan su belleza y a quienes utilizan por su belleza.

Decir que estas mujeres bellísimas no representan a las MUJERES reales, las de curvas, las latinas frondosas es también un error, porque estás mujeres se esfuerzan varios meses con muchos profesores y en régimen para adquirir una apariencia que se rige no por el concurso, sino por el espíritu de los tiempos, y es que una chica de los 50´s hoy sería gorda y una belleza de hoy una famélica, el estereotipo de la Belleza no la marcan este tipo de concursos, aunque contribuyen, y en materia de inclusión lejos ha quedado como dice Susana la "Barbie" rubia y ojiazul, hoy tenemos hermosas representantes como la Keniana, la Etiope, la Angoleña o la misma Miss Jamaica que arrasó en las redes sociales y Miss Colombia la ganadora bien podría ser una chica de Guadalajara, de Monterrey, de los Altos de Jalisco o de cualquier ciudad de México.

Juzgar a una mujer bella de tonta, es como juzgar a una mujer por su apariencia para positivo  o negativo, en este mundo hay diversidad y colores y es interesante poder observar esa diversidad, no me pare JUSTO emitir un juicio de valor tan en tono de diatriba cuando en Colombia o en Venezuela los "reinados" son un elemento cultural muy importante de cohesión.

Le decía en twitter a Susana que hablar de la "validez" en este tiempo de los concursos de belleza como algo frívolo o superficial también podría ser el destino del periodismo de espectáculo que muchas veces es superficial y frívolo y manipulado a los intereses de determinadas empresas, y que hay blogueros de espectáculo con contenidos, mejores o más interesantes, creo Los realitys tienen su nicho, los concursos también, los periodistas hacen lo suyo y los blogueros lo nuestro.


4 comentarios:

  1. Cuando llego a ver un concurso de esos lo hago para ver los vestidos y reirme de las respuestas muchas veces sin sentido con las que responden.


    Beso

    ResponderEliminar
  2. Interesante reflexión. Pues yo creo que los concursos de belleza son una buena manera de promocionarse profesionalmente (¿qué sería del mundo si Sophia Loren no se hubiera presentado a Miss Italia?). Y como espectáculo me parecen un sueño, una fantasía, tampoco hay que buscar donde no hay. Y hoy en día no se puede hablar de machismo porque también hay concursos de belleza masculinos. Ahora mismo en España hay anuncios en la tele de una empresa que exhibe hombres como objetos (puedes verlos aquí en su canal), y no ha causado ninguna protesta. Así que nadie tiene que ofenderse con algo que no es más que un show, y una oportunidad para las chicas de cumplir un sueño. Besos, Al.

    ResponderEliminar
  3. ah me he perdido de nuevo el certamen! a mi me entretiene aun cuando seafrivolo y lamanga del muerto. jeje
    buena reflexion.

    ResponderEliminar
  4. Interesante reflexión, y en algunas cosas estoy totalmente de acuerdo, no por que sean guapas a rabiar tienen que ser tontas, quizás es que les guste hacer lo que hacen, desfilar y punto, a parte de que para todo hay que valer y en ese trabajo como en todos, tendrán que utilizar la inteligencia, yo a veces los veo, por los modelos y los vestidos, y si, a veces crítico, pero no las critico a ellas, si no lo que me gute o no de lo que llevan...
    Como he dicho antes buena reflexión!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar

deja tus oraciones y plegarias

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.