viernes, 25 de enero de 2013

Encontrar fortaleza ante la debilidad

Hola

Son las 3am. no puedo dormir, me he puesto a ver las noticias de actualidad en RTVE y  también en Milenio, está noche a sido difícil,  tengo un fuerte ataque febril y  he preferido ponerme a escribir  que  permanecer tapado, sudando o destapado con escalofríos, que siempre ataca después de comer y entre 2 y 4 am se ha vuelto  parte de la cotidinidad.

A esta hora bajo el influjo y el ánimo de la reflexión trato de ser muy objetivo y estoy razonando y sintiendo  la necesidad de encontrar  fortaleza ante la debilidad.

La enfermedad saca lo mejor y lo peor de las personas, es como  la prueba de añejo de los vinos,  y pienso que también es ofrece la posibilidad de valorar las cosas realmente importantes y de encontrarte contigo mismo, con tus causas y tus azares diría una canción que me gusta.


¿Cómo mantener el ánimo y el impetú en momentos en los que no te sientes bien?, pues  creo que la clave  es  seguir el consejo de S... correr para no caerse, seguir caminando, avanzando, no dejando que las situaciones  externas dominen tu pasión interna,  seguir con tu vida y tu rutina y restarle  poder al mal, algo muy interesante es  lidiar  con la actitud de los que te rodean hacia la enfermedad, hacia cualquier enfermedad pues  también saca lo mejor y lo peor de ellos, sus miedos, su reflejo, su vulnerabilidad, su empatia y su Amor o indiferencia y a veces sorprende de quién recibimos ayuda y quién nos olvida en la adversidad.

El ser humano  tiene como destino común  democratico e  irremediable de toda cosa viva... el morir, nunca nos percibimos enfermos en primera persona y nos sentimos traicionados por Dios o por la vida cuando  algo nos sucede ¿Porque a mí? la verdad es porque no a tí,  hay que considerar que tarde o temprano algún bicho, bacteria, virus, accidente o  enfermedad organica tocará nuestra vida pero ¿Estamos preparados? hay quienes toman la actitud de silencio y  viven la procesión por dentro, se comen la angustia, el dolor o la tristeza, otros  se lo cuentan al mundo quejandose, buscan atención generan lastima y terminan enojados, otros más  evaden  el tema y siguen simulando que todo esta bien, otros más expresan sus sentimientos, preocupaciones y  molestias con  su entorno pero no a  manera de queja, hay quienes escriben un blog, buscan a Dios, pintan,  escriben o se dedican a la lectura o algún otro pasatiempo... no hay posturas correctas o incorrectas pero si hay actitudes, unas más derrotistas y otros con gran amor por la vida y que se aferran con uñas y dientes.

Recorde  ayer que luche  con la fiebre (de Malta "Brucelosis")  lo que charle con Vic hace poco después de que se cayo de la azotea de su casa y salío ileso  me sorprende porque es un hombre súperviviente en toda la extensión de la palabra que  como todos tiene problemas pero que goza de gran inteligencia emocional y capacidad resolutiva y pensé en como  tomar lo mejor de esa actitud guerrera , de esa vida gozosa e intensa.

Me recorde a mi ya hace varios años en Barcelona, ardiendo de fiebre en el hostal (influenza), sin nadie a mi alrededor, solo, conmigo mismo, con el dinero contado  con el peor de los climas y tener que salir a comprar algo de pan y un café con leche en plena lluvia fría de febrero y  recuerdo esa lucha con los miedos, los demonios, eros y thanatos y el consejo de  mi querido amigo de Argentina  Gustavo López... sigue tu viaje, no te detengas... sigue, sigue, sigue.... y en efecto hay lugares que te enferman, hay  condiciones de vida y anímicas que  te enferman y hay que modificarlas, hacer cambios, moverte y agradecer le a la fuerza divina que cada quién profece  porque en esencia es nuestra única compañia, y la fe y la esperanza la única oportunidad de  buscar el bienestar y mantenerse en está tierra.


Estoy un poco apenado con  mi señora madre porque aunque me procura con gran preocupación y atiende también está  sobre mi all the time y  me siento acosado y como no estoy de buen humor pues  a veces  me la regaño, aunque por otro lado me gusta estar con ella y me siento  protegido y apoyado, lo mismo ocurre con mi papa santo varón que me trae lo que necesito cuando se me ofrece.


Se que mi padecimiento no es mortal,  solo hartón y aunque todos mis éxamenes están bien  la bacteria quesivora  se resiste a morir... más que dolorosa  es un agobio constante de la  calentura y además uno de los síntomas es la depresión, por lo que cada día tengo que luchar por recuperarme y mantener bien el ánimo, cierto es que mi punto flaco es la alimentación, pues me doy mis pecadillos pero en general he comido solo cosas de casa y  desterrado el cafe, el refreso, la carne, y el chile y mis muy queridos lacteos.

 Creo que los momentos difíciles son la oportunidad única  de crecer, avanzar, modificarse y  redimensionar lo que nos ocurre, porque vivímos como  si tuvieramos la vida comprada, como si nunca fuesemos a  enfermar y perder capacidades, nadie nos ha preparado para la discapacidad y el  dolor de manera que encontrar herramientas  emocionales para superarlo  es vital.

Joaquín Sabina en una de sus canciones habla de la vida y como vivirla,  ser claro y objetivo con uno mismo y  el significado de la existencia, la rola  basicamente habla de que si quieres vivir 100 años,   no fumes, tomes, cojas, comas lo que te guste, parrandies, te desveles, y corras riesgos tu vida será larga, monotona, gris pero  la viviste cuidandola como un  relicario de cristal,   talvez nunca conozcas la  "felicidad" "el éxtasis" "el orgasmo" o la "embriaguez" pero te habras mantenido a  salvo, por el contrario la vida rapida, intensa, desvocada, lúdica entregada al placer o la diversión al gozo y el exceso  agota la existencia,  entre ambos opuestos lo ideal es el equilibrio, estar en paz interior, tener una red de afectos que te ayuden y cuiden,  poder vivir de lo que haces con dignidad y  sentirte cómodo y valorado por tus capacidades, enamorarte de lo hagas,  vivir sanamente, pensar sanamente y tener una actitud  a prueba de autoboicot.

Hay que encontrar fortaleza en la debilidad.

AL

2 comentarios:

  1. No te agobies mucho, yo creo que las enfermedades nos agobian porque son como "avisos" de que no somos eternos... y eso nos hace pensar en aquello que no queremos, en la muerte... pero temas profundos aparte, no regañes mucho a tu "mamasita" ya que se comporta como es de esperar, aunque tengamos 50 años seguiremos siendo "sus niños" es el derecho de propiedad que les otorga esa escritura de propiedad llamada ombligo, jejeje.....

    ResponderEliminar
  2. Tienes razón en todo lo dicho.

    Gracias por leer este postsote.
    y weno lo de la mama es tremendo, señora tan jodona(y adorable).

    ResponderEliminar

deja tus oraciones y plegarias

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.