martes, 15 de mayo de 2012

Carlos Fuentes perdiendo la buena consiencia


Hola

Pues hoy e esos días de luto que parecieran enturbiarlo todo, una noticia hace de un día cálido y soleado de mayo un amargo desencanto, Carlos Fuentes falleció, el escritor hoy extinto era sin duda uno de los grandes pilares de letras en castellano, un símbolo del contienente y un hombre que amo a México y México lo amo a él.

Carlos nace en el ceno de una familia tradicional y conservadora, nace por causas y azares en Panama en 1928 un 11 de nobienmbre de 1928.

Su padre era diplomático, y pasó su infancia en diversas capitales de América: Montevideo, Río de Janeiro, Washington D.C, Santiago de Chile, Quito y Buenos Aires, ciudad a la que su padre llega en 1934 como consejero de la embajada de México. Los veranos los pasa en la Ciudad de México, estudiando en escuelas para no perder el idioma y para aprender la historia de su país. Vivió en Santiago de Chile (1940-1944) y Buenos Aires en donde recibió la influencia de notables personalidades de la esfera cultural americana.

Llegó a México a los 16 años y entró en la preparatoria en el Centro Universitario México. Se inició como periodista colaborador de la revista Hoy y obtenía el primer lugar del concurso literario del Colegio Francés Morelos.

Se graduó en leyes en la Universidad Nacional Autónoma de México y en economía en el Instituto Altos Estudios Internacionales de Ginebra. En 1972 fue elegido miembro de El Colegio Nacional, fue presentado por el poeta Octavio Paz y su discurso de ingreso fue "Palabras iniciales".

Carlos fue un protagonista inegable de la intelectualidad mexicana dentro de la generación postrevolucionaria, entre sus textos más famosos se encuentra AURA, novel o cuento corto no se como clasificarlo que causo revuelo en el sexenio de Fox cuando el entonces secretario de educación despidió a la maestra de literatura de su hija por ponerles a leer a las adolecentes Aura, aduciendo tintes eroticos.

En lo personal a mi el libro que marco del escritor fue las buenas conciencias, donde la vida de in infante que crece en una casona de Guanajuato en la rancia sociedad postrevolucionaria y burguesa que extrañaba aún el porfiriato., también recuerdo leer el espejo enterrado y ver el programa hómonimo en la televisión cultural por allá de los 90´s donde me enamore de su estilo y de su prsencia.

Carlos fue un gran viajero y como su padre tuvo importantes puestos dipolamaticos,., En 1975 acepta el nombramiento de embajador de México en Francia como homenaje a la memoria de su padre. Durante su gestión, abre las puertas de la embajada a los refugiados políticos latinoamericanos y a la resistencia española. Actúa como delegado en la Conferencia sobre Ciencia y Desarrollo en Dubrovnik, Yugoslavia.

En 1977 renuncia a su puesto de embajador en protesta contra el nombramiento del ex presidente Díaz Ordaz como primer embajador de México en España después de la muerte de Franco, Diáz Ordaz tuvo un papel preponderante durante la represión de 1968 previa a los juegos olimpicos en Tlatelolco la llamada "matanza del 68" donde el ejercito asesino a estudiantes y congregados en la plaza de las 3 culturas al más puro estilo de falange española lo cual causo indignación en el escritor.

En el cine fue destacado guionista y sun película "Gringo viejo" tuvo exhibición mundial y un clásico de la cinemetografía mundial.

Multipremiado, Carlos fue una fígura del cone, las letras, el teatro, la política y las artes en general, con ecepción del novel cosecho todos y cada uno de los reconocimientos a su trabajo.

María Felix quien tuvo una relación de amor odio con escritor se refirió a él como un mujerujo un hombre con corazón de mujer mientras María se definía como una mujer con corazón de hombre, su desaveniencia data de el momento cuando las dos divas ignoraron a quien hasta entonces consideraban como un gran amigo, cuando éste presentó la obra de teatro "Orquídeas a la luz de la luna"., Fuentes presenta en su obra a La Doña y a Dolores como dos mujeres pordioseras y olvidadas por el gran público, sobreviviendo miserablemente, harapientas e indigentes, en uno de los barrios más deprimentes de la ciudad de Los Ángeles, California, convertidas en auténticas escorias humanas, de vida deleznable, muy lejos de la fama, la gloria, el oropel, la fastuosidad de las candilejas y el elogio inherente a la popularidad, pero también ajenas ya a un pasado prestigioso, plagado de elogios y digno de lauros y preseas.

Quizá valiéndose de la gran amistad que le unía a las dos divas del teatro y el cine mexicano, varios años antes del estreno de su obra se atrevió inclusive a ofertarles su pieza escénica para que la representaran ellas mismas, en alguno de los teatros más importantes de la ciudad de México. Se puso en contacto con Dolores y María, les habló del proyecto y de su deseo de que fueran ambas las máximas exponentes de su obra dramática. Con toda seguridad les hizo llegar una copia de Orquídeas a la luz de la luna.

Ambas rechazaron tajantemente el proyecto escénico, aún más, se molestaron con el dramaturgo y literato que, hasta entonces, consideraban su amigo. Su idea no cristalizó.

La Doña , quien se mostró en los 60 como una gran amiga del escritor, señala en su autobiografía que al principio tuvo muy buenas relaciones con Fuentes, "después me decepcionó. En París nos divertíamos y nos carcajeamos juntos, luego conocí su parte femenina, su corazón de mujer. Lo que no esperaba era que tratara de brillar a mi costa".

La Doña acepta que, de haber querido, hubiera logrado que se prohibiera la obra de Carlos antes de su estreno, "valiéndome de mi amistad con el presidente de la Repúb lica, pero mejor lo ignoré. Sabía que si me quedaba callada era peor para él. Así fue: la obra no tuvo ningún éxito.

Carlos no obstante logra con Televisa y con el fondo de cultura económica el poder editar varios programas de televisión y varios proyectos editoriales.

Hoy se leísa en un importante diario “Carlos Fuentes ha muerto en su México. Su ausencia sacude a la patria de la ñ. Gracias por sus letras y su pensamiento. Adiós, Maestro!”

Apenas ayer, el periódico español El País publicó una entrevista al escritor, en la que destacó su juventud creativa.

"Mi sistema de juventud es trabajar mucho, tener siempre un proyecto pendiente. Ahora he terminado un libro, Federico en su balcón, pero ya tengo uno nuevo, El baile del centenario, que empiezo a escribirlo el lunes en México", afirmó Carlos Fuentes al diario.

En 2008, el español Juan Goytisolo dijo que Carlos Fuentes logró junto con García Márquez y el resto de los llamados autores del "boom latinoamericano" "que entroncara de nuevo la literatura española con la modernidad" después de que España diera la espalda a la cultura universal durante siglos.

Para el crítico literario mexicano Christopher Domínguez, "la obra de Fuentes es el conjunto más complejo y variado de la narrativa mexicana", y en la misma estuvieron "todas las conquistas y tendencias de la literatura contemporánea".

Su muerte deja un agujero tan grande que no hay como o quién lo podrá llenar.

3 comentarios:

  1. La Doña creo que perdió una gran oportunidad, un talento como el de ella mezclado con el de Fuentes hubiese sido una explosión.

    Como escritor siento estas partidas. un Abrazo Alvarin y gracias por informar, que por estos días veo poco noticias.

    ResponderEliminar
  2. Diegazo de mi vidaza... así es se fue el maestro.

    María era un diva y Carlos a su modo también, dos egos tan grandes no hacen buena combinación por demasiado tiempo.

    ResponderEliminar
  3. perdemos la buena conciencia de un Carlos enorme

    ay, quién tuviera la facilidad de la pluma y la galantería de vivir de la mejor manera: siendo uno y sabiéndolo

    abrazo

    ResponderEliminar

deja tus oraciones y plegarias

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.